Yin Yoga: ¿Qué es?, Historia, Posturas Comunes y Más

El Yin Yoga, se trata de una clase de Yoga que es altamente practicada por gran cantidad de personas entre ellas su gran mayoría son mujeres, este consiste en realizar movimientos lentos y suaves los cuales son beneficiosos para el cuerpo, ya que por medio de este tipo de Yoga se liberan energías y tensiones acumuladas. En el siguiente artículo conoceremos más acerca del Yin Yoga y sus deferentes técnicas y posturas. 

Yin-Yoga-9

¿Qué es el Yin Yoga?

El denominado Yin Yoga se trata de llegar a mantenerlas posturas determinadas por un lapso de tiempo algo bien largo, el cual va entre unos 4 a 7 minutos cada uno generalmente. Para poder ayudar a que se mantengan las asanas se tiende a utilizar unos soportes de diferentes tipos como por ejemplo:

  • Ladrillos

  • Cojines

  • Mantas

El objetivo de la práctica de este tipo de yoga es poner en gran profundidad los tejidos conjuntivos y también las articulaciones, para de esa manera pode eliminar las tensiones que se encuentran acumuladas durante todo el día, también el llegar a vaciar la mente y lograr que se re-equilibre la energía.

El Yin Yoga tiene a representar la meditación, la inmovilidad y la profundidad, además de que se llega a diferenciar completamente al Yang Yoga que tiende a representar lo que es la acción, el movimiento y la superficialidad. Ambos tipos de Yoga suelen ser muy beneficiosos para poder vivir muy bien, y también los 2 deben de ser complementarios para las personas. 

Yin-Yoga-11

El Yin Yoga consiste en una forma de Hatha Yoga sencilla, que es poderosa y bastante fácil de seguir. Con un cantidad estimada de 20 clases de posturas se puede llegar a desarrollar una llamada práctica-propia. Existe un tipo de yoga que es muy común al igual que el Yin Yoga o que va de la mano con este, el mismo es el Yoga Restaurativo.

Se puede decir que el Yoga Restaurativo se trata de un tipo de yoga que tiende a emplear los “Props”, los cuales se tratan de las herramientas como por ejemplo:

  • Las Mantas

  • Los Blocks o Ladrillos

  • Las Almohadas, entre muchos otros.

Para llegar a ayudar a lo que es la relajación, y el de soltar en el transcurso de las posturas del yoga. El Yin Yoga de la misma manera posee un tipo de énfasis de soltar, y de que la persona se deje llevar con el más mínimo esfuerzo muscular en medio de las posturas, sin embargo, en la presentación de este se llegan a incluir ciertos elementos de los conceptos de la medicina China, tales como por ejemplo:

  • El Yin y Yang

  • Los Canales de Energía que Recorren el Cuerpo Humano.

Yin-Yoga-10

El Yin Yoga puede ser asemejado por una serie de relajaciones por tiempos pequeños de unos 5 minutos, con unas modificaciones a niveles de experiencia física de forma interna con muy pocos movimientos, de tal manera que se puede tener la mente enfocada sin la necesidad de perderse en el exceso de la acción, que es lo que podría llegar a implicar una práctica de forma dinámica de Yoga.

Por medio de la quietud externa de cada una de las posturas se llegan a obtener unas experiencias o unos “paisajes” internos, los cuales son únicos a explorar por la persona.

Como unos exploradores de la conciencia, el Yin Yoga llega a satisfacer las aspiraciones a la psico-náutica. Generalmente los tipos de posturas suelen ser sobre el suelo y se llegan a realizar con el más mínimo esfuerzo muscular. Se puede decir que se trata de una clase de práctica que ayuda a equilibrar las vidas de las personas, las cuales se encuentran muy ocupadas por el día a día.

Igualmente se trata de una especie de práctica que puede llegar a dar la oportunidad al cuerpo de poder suavizar, abrir y soltar las tensiones que posee sin llegar a invertir demasiada energía. Por otra parte, verdaderamente una práctica que sea dinámica suele ser muy indispensable para poder desarrollar un tipo de cuerpo más fuerte, obtener una mayor resistencia, además de tener vigor y lograr estar en forma.

Tal vez la persona se encuentre cansada y se siente energéticamente bloqueado o estancado, y la ejecución de una práctica dinámica sea la solución para incrementar los niveles de energía, y lograr que se deshagan las tensiones y los bloqueos. Por esa razón el tener un buen discernimiento es muy necesario al momento de aplicar el yoga, de tal forma que la persona pueda identificar que tipo de yoga es el que necesita para su estado de ánimo actual.

Se puede llegar a considerar una práctica de Yin Regeneradora, como una de las herramientas dentro del abanico de los métodos y de las técnicas que se encuentran a la disposición de la persona, como una practicante del yoga. En ciertas ocasiones el estar quieto es muy útil, en otros momento suele ser más conveniente ser dinámico y en otros incluso no practicarlo. El Yin Yoga puse llegar a ser tanto como una preparación para un yoga más activo, como también una especie de vía de relajación.

Orígenes del Yin Yoga

Hay diversas clases de técnicas, que llegan a pregonar la idea de estar manteniendo los estiramientos en el transcurso de largos periodos de tiempos, como lo llega a hacer el Yin Yoga. Estas clases de técnicas han sido practicadas por largos siglos en las eras de China y de Taiwan como una especie de sistema taoísta, que se llegaba a enseñar junto con las diferentes clases de técnicas de respiración a los diversos tipos de estudiantes de Kung Fu.

El Yin Yoga, tal cual como se suele conocer actualmente, llegó a ser fundado en el año 1970 por el gran experto de las artes marciales llamado, Paulie Zink, el cual llegándose a basar en los conocimientos que tenía sobre el Yoga y del Kung Fu, logró fusionar ciertos aspectos que fueron los que realzaron el tipo de carácter de profundización en los ejercicios realizados. (Ver artículo: Ocultismo)

Yin-Yoga-8

Historia del Yin Yoga

El término de Yin Yoga se tiende a relacionar a diversos maestros del Yoga y del Kung Fu contemporáneos. Sin embargo, el modo de llegar a practicarlo en centrándose en la quietud, en la observación y en la adaptación de los nuevos niveles y los límites de la práctica antigua del Yoga.

La Historia del Yoga o los diversos tipos de Yoga como el Yin Yoga, tiende a ser bastante difícil de comprender. Los primeros escritos antiguos que llegaban a hacer mención a este tipo de término de Vedas, de Yoga Sutras de Patanjali, entre otros. No llegaban a mencionar las posturas físicas, sino más bien que se entendía como una clase de unión de lo individual con las divinidades llamadas “Vedanta” o también la calma, en las denominadas fluctuaciones mentales conocidas como “Pantajali”.

Después, la apariciones de las posturas que son denominadas como asanas en los escritos se llegan a ofrecer con el objetivo de que se mantenga un cuerpo ágil y saludable, para poder favorecer la meditación y que el cuerpo físico no se tiende a suponer a un obstáculo para si mismo.

En el Hatha Yoga Pradipika, en donde se llega a describir aproximadamente como más de 1 decenas de asanas o posturas, se llegan a ver ciertas posturas de la naturaleza como el Yoga Yang, conocido como la “Kukutasana” y las otras de una naturalezas Yin Yoga denominadas “Gomukhasana”. A lo largo de los tiempos y de los siglos, tienden a aparecer otros tipos de escritos antiguos que revelan cada vez más cantidades de asanas como por ejemplo:

Yin-Yoga-16

  • Gheranda Samhita

  • Shiva Samhita

Durante el siglo XX, el reconocido como el padre del Yoga Moderno, llamado Krishnamacharya tiende a mencionar que el conoce más de 3.000 posturas de Yoga, y que de la gran mayoría de sus discípulos tienden a derivar una gran parte de los diversos estilos de Yoga de la era moderna, los cuales principalmente son los del estilo Yang que consiste en fuerza, calor y dinamismo.

Esto quiere decir, que con el pasar de los años, el significado de la palabra Yoga, el cual es entendido como la “Unión” y como la “Calma”, para ser más específico el “Yin y Yang” tiende a parecer que se había estado sustituyendo por el Vigor y la Fuerza del Yang. Por lo que cual esto no debe de ser ni bueno ni malo, lo que verdaderamente importa es que se realice la búsqueda del equilibrio. Cada uno de los estilos diferentes de Yoga posee sus ventajas y desventajas.

Características

El Yin Yoga posee diversas clases de características que son muy variadas a los demás tipos de yoga, los cuales se encuentran basados específicamente para algo y para alguien. Hace miles de años atrás, las diversas tradiciones ha llegado a observar que los humanos poseen una clase de energía vital a la que ellos denominan como “Prana” o “Chi”, por ejemplo si les suena la palabra “Chi” esta es muy oída en las películas japonesas de Kárate o de Kung Fu.

Los diversos sabios que llegaron a crear el Yoga, se llegaron a dar cuenta de que los animales llegaban a practicar algún tipo de yoga. Fue de ahí de donde ellos sacaron la idea o la inspiración de elaborar las llamadas asanas, que son las que se encargan de armonizar el flujo de la Prana o del Chi, la Mente, el Alma y el Cuerpo.

Yin-Yoga-15

Las asanas se llegan a mantener por un tiempo de 2 a 5 minutos, esto con el fin de permitir que el cerebro pueda acceder a que relaje las fascias, y también el tejido conectivo. Por causa de esto a ciertas clases de personas, este tipo de Yoga les llega a parecer algo aburrido y lento, por lo que no lo practican. Las características principales de este tipo de yoga llamado Yin Yoga son las siguientes:

  • El Yin Yoga No amerita de calentamiento previo.

  • Se llegan a trabajar los tejidos conectivos y también las fascias en lugar de los músculos, por lo que se necesita que la musculatura se encuentre en todo momento relajada.

  • Si se llega a escoger una rutina de asanas Yin Yoga, el mismo es muy relajante, llegando a ser perfecto para poder practicar mucho antes de irse a dormir, o también en los casos de ansiedad y de mucho estrés.

  • La práctica del Yin Yoga tiende a preparar el cuerpo para que este tenga más facilidad para sentarse de manera correcta sin molestias, por lo que consiste en una actividad que es ideal para poder sacar el máximo rendimiento las práctica de la meditación.

Según la Teoría de los Meridianos

Tanto la tradiciones yóguica como la de la acupuntura, llegaron a ver que existen miles de meridianos a lo largo y amplio del cuerpo humano, sin embargo, la ciencia actual no ha podido llegar a ubicarlos. El reconocido Dr. Hiroshi Motoyama quien es un gran obispo sintoísta y también excelente científico.

Este hombre se encuentra ya jubilado y reside en las cercanías de Tokio, el mismo tiende a poseer 2 doctorados en psicología fisiológica y se la ha pasado los últimos 40 años llegando a investigar que clase de conexión existe entre la mente y el cuerpo de la persona. La reconocida organización UNESCO ha llegado a reconocer todo su trabajo. (Ver artículo: Teosofía)

Con las investigaciones que ha realizado, se ha podido descubrir que existe un tipo de sistema de energía que tiende a viajar por medio de los tejidos conectivos. Esta clase de energía llega a viajar por medio de los meridianos que llegaron a ser descritos en los escritos antiguos sobre la acupuntura.

Otro gran científico, llamado James Oschman, ha llegado a revelar con las investigaciones realizadas, que tanto las fascias como los tejidos conectivos tienden a unir todos los sistemas que se encuentran en el cuerpo. Cada uno de los movimientos del tejido conectivo, tiende a generar las señales bioeléctricas en la matriz extracelular que tienden a moverse por todo el cuerpo humano, llegando a recorrer lo que al parecer son los meridianos.

Yin-Yoga-6

Según el Yin y Yang

La dualidad que se encuentra presente en el universo en casi todos los aspectos y el yin y el yang, son una de las formas de poder clasificar este tipo de fenómeno.

Según la Perspectiva del Yoga

  • El Ying es el tejido conectivo y también las fascias – una actividad relajada – frío.

  • El Yang tienden a ser los músculos – una actividad intensa – caliente.

Articulaciones Flexibles

Independientemente de lo fuerte que llegue a ser una persona, si se mantienen las fascias y también el tejido conectivo flexible, esto va a hacer que sentimos el cuerpo más liviano, debido a que las articulaciones va a llegar a funcionar en perfecto estado.

Si no se le pone cuidado al mantenimiento óptimo de las articulaciones, al tiempo se va a ir perdiendo la movilidad y en ese caso los huesos se van a debilitar también. Es más, para que las personas eviten o prevengan la osteoporosis, siempre es muy recomendado por los médicos practicar ejercicio. Cada persona puede llegar a adaptar su práctica de acuerdo a sus necesidades.

Como por ejemplo, las personas que suelen estar largos periodos de tiempos sentados, o que tienden a estar en bicicletas frecuentemente y corren, el realizar las asanas para las caderas va a ser de gran beneficio para ellos.

Yin-Yoga-5

El siempre practicar las mismas clases de asanas con gran frecuencia, les va a poder ayudar en muchas maneras, sin embargo, la misma rutina practicada en una mal forma puede ser perjudicial en vez de que haga que el cuerpo se sienta más liviano.

Propósito del Yin Yoga

El Yin Yoga consiste en una práctica que es básicamente de esta era, con unas raíces que va tanto para los textos sagrados de la India como también para el Yoga Taoísta, los conceptos de Yin y Yang y de la medicina propia de China.

La gran mayoría de los asanas tienden a ser procedentes del Hatha Yoga, sin embargo, a gran diferencia de este, la clase de guía para realizarlos es la sensación que obtiene el practicante de las formas o la alineación del cuerpo al ejecutarlos.

En el transcurso del Yin Yoga todos los músculos se tienen que encontrar completamente relajados, y las posturas se deben de mantener entre un promedio de 3 a 5 minutos cada unas en el inicio. La actitud de quien lo va a practicar debe de ser delicado, siempre tratando de mantener en todo momento el cuerpo bien quieto, y llegando a emplear un tipo de movimiento muy lento al momentos de desplazarse a otra posición.

No obstante, los beneficios del Yin Yoga tienden a permitirle al practicante que su energía vital conocida como “Prana o Chi” de todo el cuerpo, pueda llegar a movilizarse completamente libre por medio de los meridianos (como lo mencionamos anteriormente, estos son los llamados canales nadis en ayurveda).

Yin-Yoga-4

Esto es lo que posibilita un tipo de revitalización de los órganos, también otro de los propósitos es que pacifica de manera considerable la mente, e igualmente tiende a trabajar sobre las estructuras de los tejidos, en especial el tejido conectivo “fascia”, además de los tendones y de los ligamentos.

En las prácticas más dinámicas como por ejemplo en el caso del Hatha Vinyasa, que se práctica en Mandiram, los músculos tienden a estar siempre activos y también existe la necesidad de utilizar la fuerza de voluntad y el esfuerzo humano al momento de poder realizar este tipo de práctica. No obstante, en el Yin Yoga simplemente es aplicado la conciencia.

También en el Yin Yoga las personas tienden a disponerse para un ademán permisivo y pasivo. Igualmente, se trata de una práctica de aceptación y de apertura, en la que ellos van a liberarse de todas las necesidades de metas y propósitos, y solo se rinden a la realidad actual.

A decir verdad, esa clase de fusión con el tiempo presente que se llega a generar al momento de la entrega a la práctica, dice la instructora de Yin Yoga llamada Kim Eng.

Yin-Yoga-3

Al momento de relajarse para simplemente ser, es para mí el mejor regalo que tiende a aportar el Yin. Lo cual es el acceso a la denominada Dimensión Informe”.

Beneficios

El Yin Yoga tiende a aportar grandes beneficios para el cuerpo de la persona que lo practica, ya que el mismo ayuda en varias partes del cuerpo a que este se relaje y libere tensiones acumuladas. Entre los beneficios tenemos los siguientes que mencionaremos. (Ver artículo: Era de Acuario)

  • Tiende a aportar estabilidad a las articulaciones, es decir, que va aportando una mayor circulación del líquido sinovial, a las mismas en mención.

  • Llega a mejorar la flexibilidad de manera considerable, ya que esta se trata de una práctica que suele permitir que se lleguen a estirar de manera profunda los musculos de la persona.

  • El Yin Yoga llega a equilibrar a una persona, además de que relaja el sistema nervioso.

  • Se trata de una práctica que es adaptada casi a cualquier edad o condición física. La misma resulta muy restaurativa para las personas después de haber pasado por un proceso de enfermedad o de una intervención, siempre y cuando se sigan las directrices del instructor calificado.

  • Otro de los beneficios es que revitaliza y llega a aumentar la energía, del cuerpo del practicante.

  • Ayuda a mejorar la autoestima de la persona, ya que por medio de esta práctica la persona se puede conectar con el verdadero ser, que ellos denominan “Atman” o alma, y logra aumentar la confianza en si mismo y en lo que es.

  • El Yin Yoga les permite cultivar la gratitud al cuerpo, ya que al estar mucho más tiempo en las posturas o asanas, las mismas les permite oír y sincronizarse con el funcionamiento interno del cuerpo.

  • Además este tipo de Yoga, ayuda a meditar después de haberlo practicado, ya que después de haber escuchado el interior de su ser, la energía se va a adaptar más fácilmente a la meditación cuando la va a practicar.

En resumen, el Yin Yoga tiende a ser muy beneficioso, sin embargo, la sugerencia de muchos instructores, es que una vez lo practiquen las palabras no pueden expresar lo que se vive al ejecutarlo. Sin embargo, esta no es una clase de Yoga solo para mujeres también existen grandes beneficios para los hombres entre los cuales veremos a continuación cuales son.

Para los Hombres

Al igual que los demás tipos de yogas, el Yin Yoga tiende a ser practicado por la gran mayoría de las mujeres a comparación de los hombres. Aún en la actualidad este tipo de deporte tiende a sufrir una falsa imagen, de que da una impresión de que es reservado solo para las mujeres.

La verdad es que los hombres igualmente pueden llegar a sacar de este tipo de práctica un buen partido. Entre los beneficios que ellos obtienen tenemos los siguientes:

  • No tienden a tener una buena flexibilidad y por eso se puede llegar a mejorar en gran manera, gracias a las posturas del Yin Yoga.

  • Este deporte les permite incrementar la fertilidad, ya que algunas posturas pueden ayudar a que se estimule la energía al nivel de los órganos reproductores masculinos.

  • Por otra parte, el hecho de llegar a mantener las posturas en el transcurso de varias secciones de tiempo, llegan a poseer un efecto increíble y positivo en los músculos y en la gran mayoría de las articulaciones inflamadas.

El Yin Yoga tiende a ser 1 de los diversos tipos de Yoga que existen en todo el mundo entero, de tal manera que es este artículo solo nos hemos enfocado en el Yin Yoga que consta de calma y relajación del cuerpo de la persona. (Ver articulo: Yoga Nidra)

Asanas

En el ámbito del Yoga, se llama Asana en el sánscrito आसन, el cual es pronunciado de forma original ásana, sin embargo, en la actualidad también se dice asána, el cual hace referencia a cada una de las diferentes clases de “Posturas Corporales” que poseen, como principal objetivo el llegar a actuar sobre el cuerpo y también sobre la mente.

Según lo indican aquellos que practican del Yin Yoga, las asanas tienden a actuar por resonancia desde unos determinados centros energéticos que se encuentran ubicados principalmente en la zona de la columna vertebral. (Ver artículo: gnosticismo)

Las claves esenciales de la práctica de las asanas, tienden a ser la lentitud de los movimientos al momento de hacer o de deshacer una asana, la fase de estática o del mantenimiento de la misma, la respiración de forma lenta, dirigida y consciente y también la atención mental de un estado de alerta a la vez receptivo a todo lo que está sucediendo. Un ejemplo de las secuencias de las asanas es el conocido y llamado saludo al sol.

Posturas Comunes del Yin Yoga

Existen diversas cantidades de posturas en el Yin Yoga, se puede decir que hay aproximadamente unas 28 o más posturas de las cuales al momento de realizar o de ejecutar la práctica del Yin Yoga, hay unas 3 posturas que son las más comunes de todas ellas, sin embargo, antes de practicar este tipo de posturas se deben de tomar en cuenta unos 4 principios de la postura que son las siguientes:

Yin-Yoga-2

Cuatro Principios de la Postura

Desde una perspectiva del Yin Yoga, se debe de tener en cuenta unos 4 principios que son la base al momento de llegar a practicar las asanas o mejor conocidas como las posturas de Yoga, estas son:

Hallar el Límite

Para esto se van a realizar unos movimientos lentos y suaves en cada momento que se vaya a construir una postura, para que la persona sea consciente de la intensidad adecuada que se pide y se permite para el cuerpo, sin que el estiramiento llegue a causar dolor o molestias.

Quietud

Para poder alcanzar la liberación consciente en las posturas, debe de haber una completa ausencia del movimiento, sin llegar a cambiar la posición.

Mantener la Postura

Para poder conseguir los efectos que se esperan, es necesario que se permanezca en la asana mucho más de lo normal en los otros métodos. Por eso se recomienda que se mantenga entre 1 a 3 minutos para aquellas personas principiantes y unos 5 minutos o hasta más, claro está todo de acuerdo a la función de las sensaciones, para las personas experimentadas.

Deshacer con Atención

Igualmente que se llega a construir la postura de una manera consciente y de forma gradual, tenemos de deshacer las posturas de una forma cuidadosa y no descuidada. Para eso tomamos la consciencia como el cuerpo va a ir volviendo a la posición original, después de haber realizado la ejecución de las posturas.

La mayoría de las secuencias se hacen en el suelo y de una manera pasiva, esto quiere decir, sin un esfuerzo muscular y siempre aprovechando la fuerza del peso y de la gravedad. Las asanas se llegan a mantener entre unos 3 a 5 minutos, hasta inclusive unos 7 minutos cuando ya se ha estado practicando por mucho tiempo.

Este tipo de Yoga se encuentra inspirado en el concepto asiático de las fuerzas Yin y Yang. Ambas energías se encuentran relacionadas cada una con un tipo de sexo, por ejemplo:

La Energía del Yang se encuentra relacionada con el Masculino, que es el movimiento, la actividad, la fuerza y el generar calor; el reflejo que da en el cuerpo en la musculatura y la piel.

Yin-Yoga-7

La Energía del Yin, se encuentra relacionada con la Feminidad, que es la quietud, lo frío, la emoción, la calma y lo profundo. Este tipo de Yoga tiende a trabajar en las diferentes capas internas del cuerpo como lo son:

  • El Tejido Conectivo

  • Los Tendones

  • Las Articulaciones

  • Los Huesos

Siempre liberando las tensiones y proporcionando la gran flexibilidad sin necesidad de forzarla. Ahora que ya sabemos cuales son las principales cosas que debemos saber antes de realizar las posturas de yoga, si quieren mejorar sus flexibilidad les mencionaremos cuales son las 3 posturas más destacadas del Yin Yoga.

La Uttha Pristhasana

La Uttha Pristhasana o también conocida como la postura del lagarto, es muy conocida en el Yin Yoga como el “Dragón”. Se trata de una asana muy versátil que tiende a fortalecer los muslos e incluso es isquiotibiales, que a su vez tiende a preparar el cuerpo para las aperturas de las caderas más profundas en la práctica.

Yin-Yoga-12

Este gran e intenso estiramiento de apertura igualmente se llega a deshacer de la tensión en la zona lumbar, y suele flexibilizar las caderas en ingles. Lo más esencial de esta postura que comenzar e ir muy despacio, se debe de tener atención de como va respondiendo el cuerpo y la musculatura, y de no ir mucho más allá de lo que se puede alcanzar en sus límites.

A muchas personas les gusta dejar caer la cabeza de forma suave, para de esa manera poder ir proporcionando al cuello un excelente estiramiento en flexión.

La Baddha Konasana

El Baddha Konasana es llamado en el Yin Yoga como la postura de la “Mariposa”, lo que significa que se trata de una asana del cierre completo, o también como el triángulo atado. Este tipo de asana es más terapéutico ya que abre y tiende a relajar las caderas, una zona que suele llegar a acumular muchas cantidades de tensión física y también emocional, lo que ayuda a equilibrar de igual manera el aparato reproductor.

Este tipo de asana es especialmente beneficioso en el transcurso de la gestación, ya que el mismo ayuda a que se preparen para el parto. El estar mantenido en esta postura por varios minutos tiende a favorecer que la energía del cuerpo circule desde la denominada Muladhara Chakra, o también conocido como Punto Energético que es el que proporciona una conexión con la raíz y la creatividad innata.

Yin-Yoga-13

El Baddha Konasana es la postura que invita al practicante a cerrar un círculo, luego a respirar profundo y a abrir la mirada hasta lo más profundo de la inmensidad del interior o del ser de la persona.

La Gomukhasana

La Gomukhasana es muy bien reconocida como la “Postura de Cabeza de Vaca”, la cual es la que genera un enorme estiramiento en los glúteos, esta es la musculatura más profunda que tiende a rodear las caderas, y llega a equilibrar la energía del sistema reproductor tanto masculino como femenino.

Esta postura va partiendo de la asana del gato, el cual consiste en cruzar la pierna derecha por la parte de adelante, tratando de alinear las rodillas en la parte central, a su vez se separan los pies creando de esta forma un especio para poder sentar la pelvis en el suelo, entre cada uno de ellos.

Si se llega a tener dificultad para poder mantener los glúteos en contacto con el mat o que te llegan a doler las rodillas, los expertos aconsejan que la persona se siente encima de un bloque o de 1 libro, para de esa manera poder elevar la pelvis y esto ayude a mejorar el cruce.

En el Yin Yoga no se usa con tanta regularidad los brazos, por lo que de esa manera se pueda realizar algunos movimientos suaves, como por ejemplo los brazos de Garudasana, que es conocida como la Postura del Águila, o llegar a flexionar el cuerpo en dirección hacia adelante apoyando las manos en la esterilla en el Namaste Mudra.

Yin-Yoga-14

Igualmente se pueden estirar los brazos hacia los lados es cuestión de gusto de cada quien. El permanecer en Gomukhasana en unos 3 a 5 minutos, o puede ser más si la persona se siente cómoda. Esta es una clase de asana que se llega a practicar con las 2 piernas, por lo que no se debe de olvidar de cambiar de lado.

Yin Yoga y Nidra

El Yoga Nidra se trata de un estado de conciencia entre el sueño y la vigilia, en donde el cuerpo humano se encuentre relajado y la mente esté en todo momento despierta.

Se trata de un tipo de meditación que es guiada y diseñada para ayudar a las personas a que accedan a las ondas cerebrales theta y el delta, los cuales son los que ayudan con la creatividad y con la resolución de los problemas, entre tanto que la persona se mantiene en el estado beta, el cual consiste en el estado de conciencia diario.

El Yoga Nidra se suele hacer por medio de una pose parecida a la savasana. Si en cierta vez llegaron a recibir clases de yoga nidra, la misma se trata en que los practicantes utilicen mantas, bloques y almohadas para que de esa forma estén mucho más cómodos posible. La idea del mismo es que las personas lleguen a estar completamente relajas para “Sumergirse en la Felicidad”.

En el caso del Yin Yoga el mismo tiende a implicar apoyos. El Yin y el Yoga restaurativo tiende a mantener las posturas en el transcurso de unos 3 minutos o hasta más, sin embargo, los objetivos tienden a ser distintos. El objetivo del Yin Yoga es el de estirar el tejido conectivo ubicado en las caderas, la pelvis y de la columna vertebral de abajo y lograr que se acceda a las capas más hondas de la fascia.

El mismo llegó a ser creado por un hombre llamado Paulie Zink, y tiende a involucrar diversas variaciones de las posiciones tanto supinas y sentadas.

En el Embarazo

En el transcurso del embarazo, una gran cantidad de mujeres se tienden a preguntar si llega a ser muy seguro el continuar ejercitándose o hasta de la misma manera, muchas se preguntan si pueden mantenerse activas y hacer ejercicios que las ayude a llevar todo mucho mejor, logrando obtener los beneficios necesarios para el bebé y la mamá.

El Yin Yoga consiste en uno de los ejercicios más ideales para poder ejecutarse durante los periodos de gestación de la madre. Por esa razón estos son los beneficios del Yin Yoga en el embarazo.

Beneficios 

Existen diversos tipos de motivos por los que el Yin Yoga se trata de uno de los ejercicios que más es recomendado para las mujeres embarazadas, y es que a parte de ser una clase de actividad física de un impacto bajo; son una gran cantidad de estudios y investigaciones que demuestran que este mismo tienden a ofrecer enormes cantidades de beneficios para ambos.

Este ejercicios es mucho más efectivo que el caminar o el realizar ejercicios prenatales, y que además este puede llegar a ser realizado con mayor seguridad en las mujeres que tienden a sufrir de depresión. Ya que también se ha podido comprobar que el Yin Yoga ayuda a la reducción de los síntomas depresivos en el transcurso del embarazo.

Yin-Yoga-21

  • Por otro lado, este ayuda a reducir los niveles de estrés y también llega a incrementar la función inmunológica.

  • Además el practicar este tipo de ejercicio ayuda a que las mujeres se preparen para el parto, debido a que otro de los estudios realizados demostró que el mismo ayuda a reducir los dolores en el transcurso del parto, o hasta incluso ayuda a que se reduzcan las probabilidades de que se tenga una cesárea.

  • El mismo disminuye el dolor de la espalda al llegar a mejorar la postura corporal.

  • También el Yin Yoga ayuda a que se duerma mucho mejor, ya que se trata de una actividad relajante que suele reducir la sensación de fatiga y del estrés.

Contraindicaciones

No obstante, el Yoga a pesar de que es uno de los mejores ejercicios para llegar a realizarse en el transcurso del embarazo, como cualquier otra clase de actividad física, existen algunas cosas que se deben de prevenir o evitar para poder practicarlo de una forma segura. Entre las mismas se encuentran las siguientes:

  • Se deben de evitar los tipos de Yoga que tienden a requerir de gran esfuerzo, como por ejemplo el Ashtanga o el Yang, en especial si nunca se ha llegado a practicar.

  • Nunca se debe de practicar el Yin Yoga con elevadas temperaturas, como por ejemplo con el caso del Bikram Yoga. Ya que las embarazadas deben de evitar practicar en lugares calurosos, o con poca ventilación adecuada.

  • Al momento de hacer yin yoga se deben de evitar algunas posturas que lleguen a comprimir el vientre o que lleguen a requerir de una esfuerzo de estiramiento en la zona abdominal; como también de las asanas que requieran que la mamá se acueste sobre la espalda, en el caso de las posturas invertidas, igualmente no son recomendables para el embarazó.

  • Cada una de las posturas deben de ser realizadas con gran comodidad y sin necesidad de forzar el cuerpo. Si la mujer no puede respirar con fluidez y le cuesta respirar bien, esto significa que se está forzando demasiado.

Precauciones

Es muy importante que mencionemos que mucho antes de llegar a comenzar con las rutinas de ejercicios o la actividad física en el transcurso del embarazo, se deben de tomar algunas precauciones, y en todo momento deben de consultarlo con el médico obstetra, para que siempre estés asegurada de que no existe ningún tipo de riesgo para el bebé y para ti misma.

De la misma manera se deben de interrumpir los ejercicios del Yin Yoga si tienden a presentar algunos de estos síntomas que mencionaremos a continuación:

  • Hemorragia Vaginal

  • Dificultas o Esfuerzo para Respirar mucho antes de Ejercitarte

  • Dolor de Cabeza

  • Mareos

  • Debilidad Muscular

  • Dolor o Hinchazón en las Pantorrillas

  • Molestias en el Pecho

  • Dolor Abdominal

  • Contracciones

  • Reducción del Movimiento Fetal

  • Visión Borrosa

  • Pérdida de Líquido por la Vagina.

Por eso las mujeres embarazadas deben de tener siempre en cuenta cada uno de los beneficios, y que estos no son todos los que se obtienen ya que existen muchos más, simplemente son algunos de los más destacados; igualmente deben de tener en consideración las contraindicaciones del practicar Yin Yoga, ya que no todas las posturas o asanas son recomendadas para las mujeres embarazadas.

Algunas requieren de un esfuerzo físico mayor que en el caso de otras. De la misma manera se requiere que las mismas estén muy atentas a las precauciones, ya que si presentan algunos de los síntomas mencionados es mejor acudir al médico y revisar porque razón lo están sintiendo o padeciendo, ya que todo debe de llevarse con calma para la salud de la madre y del bebé.

Las madres pueden practicarlo, nunca se les es prohibido realizar Yoga, solo que como mencionamos anteriormente se deben de tener cuidado con los tipos de Yoga, por ejemplo una mujer embarazada no puede realizar Yang Yoga, ya que este requiere de una gran esfuerzo físico, para la realización de las posturas y de las asanas, y las clases de posturas son peligrosas para las mujeres embarazadas ya que algunas necesitan de estar acostados de espalda o hacer presión sobre el vientre.

Yin Yoga en México

En las áreas de México el Yin Yoga es muy utilizado por diversas cantidades de personas, entre ellas la gran mayoría son mujeres, esto a causa de la imagen errónea que se tiene de este deporte, ya que muchos piensan que el mismo es solo para mujeres y la verdad es que es para ambos sexos.

En México existen grandes cantidades de centros que son especializados en esta práctica, la mayoría de las personas que practican el Yin Yoga en México, lo hacen por motivo de poder relajarse y liberar todos los niveles de estrés que poseen acumulados en su cuerpo. Por medio de este tipo de Yoga se pueden relajar, fluir la energía de forma positiva por el cuerpo y mucho más.

En este país es muy reconocido este deporte o actividad física, son grandes cantidades de maestros, profesores e instructores de Yin Yoga que ofrecen sus servicios al público.

(Visited 175 times, 1 visits today)
Categorías Yoga

Deja un comentario